Últimos temas
» Should I Stay Or Should I Go? - Freddie-
Hoy a las 1:04 pm por Freddie Bolton

» Trouble of mind
Ayer a las 6:23 pm por Deidre Mayfair

» La ciudad y los perros [Flashback]
Ayer a las 6:04 pm por Luca Pazzoli

» Riot [Libre para todos]
Ayer a las 5:55 pm por Porpentina Schweinsteiger

» Spell Rising
Ayer a las 5:35 pm por Porpentina Schweinsteiger

» Wicked games
Dom Nov 19, 2017 12:47 pm por Judah Wildenstein

» Shape of you
Dom Nov 19, 2017 12:03 pm por Winnie Lovecraft

» Sultans of Swing (Tammy)
Vie Nov 17, 2017 4:06 pm por Tammy Wildenstein

» Saturday night
Vie Nov 17, 2017 2:47 pm por Tammy Wildenstein

» Be Brave [Charlie]
Vie Nov 17, 2017 2:29 pm por Winnie Lovecraft

afiliados Hermanos
Directorios, Diseño, Tumblrs
Afiliados Elite 15 de 30
1zp6r0z.jpg  photo untitled45.png
Créditos del Foro
» Skin obtenido de Captain Knows Best creado por Neeve al igual que el tablón gracias a los aportes y tutoriales de Hardrock, Glintz y Asistencia Foroactivo.
» El tablón de anuncios fue modificado solo por estética del foro pero todo le pertenece a Neeve :)

Señorita gemela, aquí.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Donnie Lovecraft el Vie Jun 03, 2016 11:42 am

“Sabemos lo que eres. Iremos por ti”. Así es como decía, con letra grande y roja, la última nota anónima que había recibido esta semana, la tercera luego de lo que había ocurrido aquella noche del huracán. De alguna forma, habían logrado meterla en el burrito que había estado a punto de comerme esa tarde en una de las mesas del Food Court. Lo único que hice fue levantar la nota y agitarla en el aire y soltar un “¿En serio? ¿En mi puto burro?” a todos los que se encontraban a mi alrededor mientras hacía a un lado la comida ahora contaminada. Sería ensalada entonces…

La gente había estado diciendo cosas a mis espaldas. Por alguna razón, tenían la fantástica idea de que mi media hermana y yo estábamos, de alguna forma, predestinados a convertirnos en unos asesinos seriales solamente por haber estado cara a cara con aquella puta sombra que, según lo que se decía, había usado a Calvin Evans para atacar Marjorie Hobbes y las otras chicas. En serio, les había salvado el jodido culo y así era como me pagaban, con especulaciones y amenazas en secreto.

Pero en lugar de rehuir de la gente o tratar de explicarle a cada imbécil que definitivamente no les iba a cortar el cuello mientras dormían, me había estado pavoneando por todo el campus durante toda la bendita semana, sonriéndole descaradamente a quien sorprendía murmurando a mis espaldas y actuando como si, en serio, estuviera listo para saltar encima de mi próxima víctima en cualquier momento. Sabía que eso significaba ponerme en la mira de las autoridades, que aun no daban con las respuestas al sin fin de preguntas que habían surgido desde entonces; pero la verdad es que me daba completamente igual. Estaba dándole entrada libre a cualquier imbécil que quisiera hacer cumplir sus amenazas.

Estaba esperando a Winnie. Ya debía haber terminado su clase de Embriología, pero la tonta ya se había tardado más que de costumbre, seguramente chismeando con alguna de sus hermanas TPA o algo parecido. Por el lado opuesto a los cómico que me parecía que todos me temieran por lo del ataque, existía mi propio temor de que alguien, quien fuera, atacara a mi hermana por posesión demoniaca o simplemente porque sí, por lo que últimamente no había querido separarme demasiado de ella (sí, todavía más). Y bueno, después de unos minutos más, al fin llegó el muppet.

-Hey roja, ¿Por qué te tardas siglos? Mira, te traje un burrito (no es cierto, está contaminado por el odio y la paranoia)-

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Winnie Lovecraft el Vie Jun 03, 2016 1:29 pm

Lo que tenían las clases de cualquier especialidad de sanación mágica era que siempre tardaban más de lo previsto. Por lo general no se molestaba por llegar un poco tarde a las citas que hacía después de clases, pero cuando se trataba de Donnie se ponía muy ansiosa por llegar a tiempo. Cuando por fin salió en vez de caminar como la gente normal practicó una aparición a la entrada del food court para no tardarse más tiempo. Sonrió a su hermano en cuanto lo vio. Sabía que las cosas estaban siendo algo complicadas desde el huracán, pero como le había dicho a Tammy, su hermano intentaba tomarlo de la manera menos intensa posible a pesar de que la gente se empeñara en buscarle la cara.

-Ya sabes cómo es el profesor ese...cree que vivimos para la carrera. Y sí lo hago, pero bajo mis términos, que no abuse.

Vio el burrito y el estómago le rugió de hambre. Llevaba desde las ocho de la mañana sin probar bocado y ya era muy tarde, por eso puso una cara de odio total a Donnie cuando primero le ofreció el burrito y luego le dijo que siempre no porque era fruto de la paranoia. Paseó la vista rápidamente por la mesa hasta que vio la nota con la amenaza. Casi se le fue el hambre por completo. Hizo un hechizo con la mano para que el papelito quedara reducido a cenizas y miró muy seria a Donnie.

-Esto tiene que parar. Tenemos que hacer algo, Donnie, no puedo estar tranquila con la gente pensando estupideces sobre ti. No quiero que te hagan daño. Y sí, ya sé que nadie puede tocarte y que tú te sabes cuidar, blablabla, pero me parece muy injusto que esto esté sucediendo.

Estaba muy enojada por lo que estaba pasando. No podía creer que la gente fuera tan tonta, que se dejaran llevar por lo que escuchaban y que lo llevaran a ese extremo. Tomó la mano de su hermano y la apretó un poco.

-Me estoy muriendo hambre, no he comido nada en todo el día. ¿Quieres quedarte aquí o nos largamos a otro lado? A lo mejor hasta podemos ir a ver si mi papá tiene tiempo de comer con nosotros...no quieres, ¿verdad? bueno, hay un restaurante nuevo en BK Valley...pero igual podríamos quedarnos aquí y demostrarles que no eres un loco poseído.

_________________

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Donnie Lovecraft el Lun Jun 06, 2016 3:10 pm

Empecé a comerme la ensalada, pero no me dio tiempo de ocultar la nota que me habían dejado en el burrito y Winnie ya la estaba leyendo en cuestión de instantes. Sabía perfectamente que iba a desear desollar vivo a quien fuera que me hubiera colado aquello en la comida, pero seguí comiendo como si nada, minimizando el problema no porque no le quisiera dar importancia a las intenciones de mi hermana, sino porque de verdad no pensaba que valiera la pena preocuparse demasiado por dos o tres nabos tan cobardes como para no venir y decirme las cosas en la cara. Dejé de masticar cuando Winnie le prendió fuego a la nota.

-No lo tomes tan en serio. Escucha Winnie, solo son chicos asustados, ¿Cuándo fue la última vez que pasó algo como esto en la Universidad?... Exacto, ¡nunca! Deja que lo asimilen y ya verás cómo se les pasa el nervio. ¿Qué? ¿Te sorprende que sea tan diplomático? Estoy lleno de sorpresas cariño, que seamos gemelos no significa que no te pueda tomar desprevenida.- Le guiñé el ojo mientras estrechaba su mano y finalmente hacía a un lado la estúpida ensalada que no iba a lograr terminar con mi apetito.

-Pero tienes razón, tenemos que largarnos y comer algo de verdad. Vamos a ese nuevo lugar que dices, pidamos lo más caro de la carta y huyamos como los desgraciados que somos- Me levanté y jalé de ella tomándola por la muñeca en lugar de la mano, un gesto que se había vuelto más que cotidiano desde que tenía memoria. Caminamos hacia la salida del Food Court y dejé que fuera ella quien me guiara al dichoso nuevo lugar.

-¿Tienen alcohol en este lugar? Espero que sí, siento como si llevara meses sobrio, y eso no es bueno. ¡Hey!, no me has contado nada de nada. ¿De verdad se te lanzó Pazzoli? Dios… hubiera regalado la mitad del dinero de Marcellus con tal de ver su cara de perro triste. ¿Trató de manosearte o algo así? Juraría que lo hizo, es un hijo de puta muy necesitado-

_________________

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Winnie Lovecraft el Mar Jun 07, 2016 1:06 am

¿Cómo explicarle a la gente lo perfecto que Donnie era ante sus ojos? Quizá era imposible porque, como ella, su hermano también se había hecho de muy mala fama en los últimos años, aunque por razones distintas, pero Winnie lo veía tal como era y sí, en efecto, sin importar que fueran gemelos, para ella siempre estaba lleno de sorpresas, incluso en detalles como ese, de volverse diplomático y no crear más problemas, como si fuera muy empático con el miedo general que había desde el huracán.

-Me parece el plan perfecto. ¿Te acuerdas cuando huímos del Vista sin pagar la cuenta? Luego se la cargaron a papá cuando se le ocurrió ir ahí, pero bueno…fueron buenos tiempos.

Se dejó jalar por él como una  muñeca, una escena recurrente que no le molestaba en lo absoluto, y que no le importaba cómo se veía ante los ojos de los demás -como si él la mangoneara o algo así. Caminó con él hasta la salida del Food Court, aunque muy atenta a los ojos curiosos que había sobre ellos, por si a alguno se le ocurría intentar pasarse de listo, pero no pasó nada.

-Sí tienen alcohol, y sí, ahorita te cuento. Sostenme fuerte y cállate.

Le dijo antes de practicar una aparición hasta BK Valley, aunque no llegó directamente hasta el restaurante, que se llamaba “The Salty Mockingbird”, sino una cuadra antes, para poder caminar con él y empezar a ponerlo al día.

-Sí, de verdad. No, no trató de manosearme, no seas tonto. De hecho fue muy decente y todo. Me sorprendió. Quiere una relación bien conmigo, obviamente no igual a cuando teníamos quince años. Me dijo que iba a cambiar por mi. Yo le dije que quería estar con Mike. Ah porque, ajá, ya tomé la decisión, si es que él todavía quiere, claro está, ni siquiera he podido hablar con él…Donnie…

Se paró en seco en la calle y tomó a su hermano por los hombros, poniéndosele de frente. Lo miró directamente a los ojos.

-No te pongas en modo loco si empiezo algo con Mike. Por favor, dime de una vez si está bien por ti o no, no quiero que hagas tonterías como cuando estuve con Luca. Antes de que entres a modo demente, dime de una vez lo que piensas. Es presidente Delta, como nuestro verdadero padre, eso vale algo para ti, ¿no?

Bromeó y luego volvió a reanudar el camino hacia el restaurante.

_________________

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Donnie Lovecraft el Miér Jun 08, 2016 2:46 pm

-Es lo que necesitamos, regresar a los buenos tiempos. Nos hemos ablandado tanto que un día nos vamos a sorprender visitando asilos los fines de semana. ¿Dónde quedó el dúo demoniaco?- Bromee con ella mientras salíamos de la zona de comida. Era una exageración decir que habíamos pasado media vida tomándole el pelo a los incautos, pero no era mentira decir que le habíamos provocado un montón de dolores de cabeza a Marcellus hace no demasiado tiempo. Bueno, eso de los dolores de cabeza para papá no lo habíamos dejado nunca.

Me dejé guiar por la aparición de Winnie y aterrizamos sin problemas en BK Valley. De inmediato supe que no estábamos precisamente en frente del lugar y que mi hermana quería contarme los detalles antes de llegar. Me estaba muriendo de puta hambre, pero bueno, caminar unos minutos no me iba a ser ningún daño.

-¿Pazzoli decente? Es como si me pidieras a mí que dejara de tomar mañana mismo. Imposible…- Me reí un poco, incrédulo ante la posibilidad de que ese hijo de puta se comportara como persona por una vez en su vida. Dejé que siguiera con los detalles y me terminó por contar lo que yo ya suponía por alguna razón: se estaba decantando por el blandengue de Mike Bennet, que aunque lo despreciaba menos que a Pazzoli, seguía siendo poca cosa para lo que consideraba como un estándar adecuado para mi querida hermana. Luego Winnie me paró en seco, como si me hubiera leído la mente, y trató de convencerme de no comportarme como dictaban las políticas de control de calidad que me gustaba aplicar con tanto rigor.

-¿Estás demente? Ni Pazzoli ni Mike ni ninguno de todos estos moja pañales de cuarta están a la altura de mi hermana, ¿Me entiendes? No me importa que Mike sea Delta como papi Jesse; es más, bien podría ser hijo del mismísimo General Zieliñski, no me importa, no tiene lo suficiente para tenerte. Lo que tú necesitas, cariño, es un hombre maduro que te sepa tratar bien y que haga de tu primera maldita vez una cosa multiorgásmica.- Le di un beso agresivo en la cabeza y la tomé del brazo para continuar caminando, hasta que me acordé que era ella quien me tenía que llevar al dichoso lugar.

-Si quieres que no lo mate, bien, no lo voy a matar… pero no lo apruebo, entérate. Ahora llévame a ese condenado lugar que me estoy muriendo de hambre.-

_________________

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Winnie Lovecraft el Jue Jun 09, 2016 4:42 pm

Pasar tiempo con Donnie era lo que más le gustaba en el mundo. Cuando estaba con él se sentía literalmente capaz de hacer cualquier cosa, como si todo se maximizara, todo fuera nuevo y emocionante. Tenía razón, debían regresar a los buenos tiempos, aún podían hacerlo, seguían siendo muy jóvenes.

-Te lo digo en serio. Muy decente. O sea, parecía que me estaba diciendo las cosas muy en serio y tal. Igual será cuestión de ver si realmente…ya sabes. Si es cierto lo que promete.

Y sí, tal como se lo esperaba, la respuesta de Donnie era negativa. Lo miró con los labios apretados pero sin interrumpirlo. Luego negó firmemente con la cabeza cuando le decía que necesitaba a un hombre maduro, y que su primera vez debía ser multiorgásmica.

-Ok, parece que lo que quieres es que sea virgen hasta los 40. Mira, me conformo con que no lo mates, y que tampoco seas grosero, y que NO planees complicadas locuras para hacerme sentir mal y que lo corte. ¿Sabes el trabajo que me está costando cambiar y ser buena? Y mira, el único hombre maduro que me ha gustado no funcionó, así que a menos que me vayas a traer a Jaime Dornan, tu plan no sirve.

Le tomó la mano -ella no le tomaba la muñeca a él- para guiarlo al restaurante, que ya estaba a solo unos pasos.

-Donnie…sabes que lo que me digas me importa mucho. Solo quisiera que por una vez me dijeras que me apoyas en esto.

Cuando llegaron al dichoso restaurante, estaba lleno y además había gente esperando. Winnie torció la boca, pero decidió hacerse cargo de la situación en el acto. Jaló más a Donnie hasta donde estaba la hostess que estaba anotando nombres de los que esperaban.

-Hola, soy Winnie Lovecraft. Mi papá me pidió que reservara aquí para comer, pero se me olvidó por completo. ¿Podría ayudarme? No tarda en venir…y tiene mucho trabajo en el Wizengamot como para que espere. Por favor.

La hostess les echó un vistazo a ella y a Donnie como si quisiera corroborar sus identidades antes de decirles que vería lo que podía hacer. Se perdió un momento dentro del restaurante, hasta que llevó al gerente quien de inmediato condujo a los gemelos a una mesa privada. Benditas conexiones.

-Listo, supongo que solo nos odiarán un poco cuando papá no llegue pero…meh, mientras tanto hay que comer, en serio me siento a punto de morir de inanición. No te dije que Charlie me bloqueó, ¿verdad? Y todo fue tu culpa, por lo del gimnasio, desataste una cadena de eventos desafortunados. ¿Qué vas a comer?


_________________

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Donnie Lovecraft el Vie Jun 10, 2016 3:37 pm

-Muppet. No me lo tomes a mal pero, despeja eso de tu mente, ¿quieres? Pazzoli siempre va a ser Pazzoli aunque trate de demostrar lo contrario. Escucha, la gente no cambia nunca, un tipo que es un hijo de puta siempre va a ser un hijo de puta, te lo digo yo que sé bien cómo son estas cosas. Igual no pasa nada, que por mucho que trate de convencerte de lo contrario, yo aquí voy a estar para recordártelo cada segundo- Yo no era mejor persona que Luca, eso lo tenía bastante claro, pero esa era precisamente la razón por la cual nadie se podía tragar el cuento de que iba a cambiar, porque uno simplemente no cambia sus hábitos ni su forma de ser de la noche a la mañana solo por quererlo. Así que mejor que Pazzoli se fuera a tomar por culo y a ver quién se tragaba sus cuentos.

Me crucé de brazos y miré hacia otro lado, como si estuviera pensándolo muy profundamente mientras me pedía que no planeara locuras en contra de Mike. La verdad es que el asunto ya lo tenía decidido desde antes de que siquiera me lo planteara, pero solo estaba jugando un poco con ella. Sí, Mike Bennet me seguía pareciendo muy poca cosa para mi hermana, pero la verdad era que al final era esa clase de chicos inofensivos que no eran capaces de matar una puta mosca, así que dejarlo entrometerse en la vida de mi hermana no podía salir del todo tan mal. Dejé que me tomara de la mano y caminamos hacia el restaurante mientras, por última vez, pedía mi apoyo al respecto.

-¡BIEN! Si tú quieres, lo voy a tratar como si fuera uno de nuestros malditos primos. Pero espero, por su jodido bien, que no tenga planeada ninguna estupidez dentro de esa cabecita con rizos morenos, porque te juro que si te juega una mala pasada, le voy a meter a Claw por el culo.- Llegamos hasta el restaurante aquel que estaba bastante más lleno de lo que la propia Winnie había pensado. Sonreí en cuanto vi que se dirigía a la hostess, porque estaba bastante seguro de que sí o sí íbamos a entrar a comer a ese lugar.

-Sí, y que sea mesa para cuatro. Tal vez venga mi otro papá- Agregué innecesariamente a la gran jugada de Winnie. La ventaja de tener a una hermana genio era que te podías evitar del uso de tus encantos físicos para conseguir ciertas cosas, ¿saben de qué hablo? Eso mismo. Al final el propio gerente nos llevó hasta una mesa privada para cuatro personas

-Un par más a la lista de gente que nos odia, ¿Qué más da? Espera… ¿Te bloqueó de dónde? No puedo creer que me eches la culpa cuando evidentemente yo no estaba en condiciones de tomar las mejores decisiones. La culpa más bien es tuya por caer en las garras de ese pobre diablo. En serio, no te he reclamado al respecto: ¿En qué estabas pensando? Ya habías pasado por las manos de ese mequetrefe y ahora, ¿vas y lo besuqueas en el gimnasio? Si no te conociera, diría que el peso de la virginidad te está cruzando los circuitos- Mientras hablaba (y antes de que llegara el mesero con las cartas), saqué un pequeño pedazo de papel doblado del bolsillo derecho de mi camisa y zambullí mi dedo índice en el polvillo blanco que guardaba en el interior. Me di aquel mini-chute porque se los juro, llevaba más de cuarenta y ocho horas sin meterme nada. Unos segundos después, llegó el mesero para preguntarnos por las bebidas.

-Una copa de su mejor vino para la señorita. Escocés de fuego para mí. ¿Sabe qué? Traiga toda la botella… ambas botellas-

_________________

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Winnie Lovecraft el Vie Jun 10, 2016 9:55 pm

Se esperó a que Donnie se drogara tranquilamente y luego pidiera alcohol antes de contar su historia. Trató de no enojarse porque se estaba drogando ahí en ese mismo instante y también trató de no enojarse por su regaño por Charlie.

-Eso no es lo peor Donnie…

Le dijo justo antes de que las botellas aparecieran sobre la mesa, nuevecitas. Winnie no quería beber hasta haber comido algo antes porque literal que no tenía nada en la panza desde muy temprano, pero cuando se dio cuenta de lo que iba a contar decidió que no le importaba, agarró su botella de vino, se sirvió la copa entera con apuro y bebió la mitad de un jalón.

-Ok te voy a contar esto como secreto de gemelos, ¿Está bien?

Ya sabía que, diciendo eso, se tenía que ahorrar la perorata de “no le digas a nadie”, “no lo vuelvas a mencionar” etc etc que la gente normal debía decir cuando iban a decir un secreto MUY grande, como el de ese caso. Pero Donnie y ella no tenían secretos en lo absoluto, y nunca se habían traicionado en ese sentido, así que estaba a salvo. Y necesitaba decírselo a alguien o iba a explotar en pedacitos. Se inclinó mucho hacia adelante y lo jaló por el cuello de su camisa para que él también lo hiciera. Era MUY secreto.

-Charlie es hijo de Judah Wildenstein. Aún es secreto de estado pero es verdad. ¿Te das cuenta?, ¿te das cuenta de lo que hice, Donnie?

Lo soltó y se volvió a acomodar en su asiento, antes de volver a beberse de golpe lo que sobraba de su copa ultra llena de vino tinto. Alzó la carta para comenzar a leerla antes de decantarse por el salmón relleno, precedido por una crema de flor de azahar con jengibre.  

_________________

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Donnie Lovecraft el Lun Jun 13, 2016 5:40 pm

Mis regaños nunca duraban más de dos segundos, porque al final, pensara lo que pudiera pensar respecto a sus decisiones, sabía que mi hermana era lo suficientemente lista como para solucionar cualquier cosa que se le presentara por delante y tomar cartas en el asunto. Conmigo o sin mí, Winnie siempre había sido capaz de eso y no iba a ser yo quien le anduviera jodiendo la vida luego de lo mucho que ella había hecho por mí en el presenta y el pasado. Además de mini-regaños, lo único que podía obtener de mi era apoyo absoluto.

-¿Hay algo más? Espera deja como pan para el susto- Tomé una pieza de pan que ya estaba dispuesta en la mesa y le unté un poco de mantequilla al tiempo de que el mesero llegaba con nuestras botellas y nos dejaba la carta. Leí muy por encima la carta mientras sorbía con la nariz a causa de la sensación de cosquilleo que te dejaba la cocaína. La miré solo para guiñarle el ojo, aunque ni siquiera fuera necesario indicarle que no le iba a contar a nadie porque tal cual, mis labios con cualquier cosa que mi hermana me dijera en secreto estaban perpetuamente sellados. Acerqué la bebida a mis labios y le di un pequeño sorbo justo cuando Winnie soltaba la bomba.

-¿QUÉ?- Me había provocado escupir medio trago sobre la mesa y luego miré alrededor para comprobar que no había nadie cerca. Volví a repetir la pregunta casi en un susurro y luego apuré el trago hasta el fondo, sintiendo aquel ardor casi insoportable del Whiskey de fuego al que jamás te acostumbrabas por más veces que lo hubieras consumido.

-¡Básicamente estabas aplicando la padre-hijo! Winnie… jamás había estado tan orgulloso de ti- Me reí abiertamente y volví a tomar de mi vaso al mismo tiempo que dejaba la carta a un lado y me inclinaba sobre la mesa para hablarle insignificantemente más de cerca.

-¿Cómo diablos te pudiste enterar de eso? ¿Estás hablando en serio? ¿Charlie lo sabe o es un completo ignorante al respecto? ¿Trajiste tu tarjeta o lo vamos a dejar a cuenta de Marcellus? ¿Dónde estabas la noche del viernes 24? Dios, cuántas cosas en un día- Me silencié instantáneamente cuando regresó el mesero para ver si ya íbamos a pedir algo de una maldita vez.

_________________

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Winnie Lovecraft el Mar Jun 21, 2016 3:53 pm

Le hizo gestos a Donnie de que no gritara con la revelación y por un momento no supo si solo estaba exagerando por que sí, o si en verdad se había sorprendido así que lo miró con algo de reprobación. Movió la mano para limpiar el desastre de Donnie y que no se notara y los meseros los odiaran más de la cuenta. Negó repetidas veces con la cabeza cuando le dijo que estaba aplicando la padre-hijo. No era así porque ella no había sabido cómo eran las cosas hasta hacía nada.

Al regreso del mesero, Winnie pidió su orden y esperó a que su hermano hiciera lo propio. Cuando el tipo se fue, la chica se inclinó de nuevo sobre la mesa para hablarle muy de cerca a Donnie.

-En primera no estoy aplicando nada porque ya sabes que Wildenstein no pudo porque odia a papá Adrien, así que nada más que unos besos inocentes. En segunda Charlie lo sabe, de hecho lo ha sabido todo el tiempo, que Judah es su padre, no que lo besé. Pero habían mantenido todo en secreto hasta ahora, de hecho el que no lo sabía era Wildenstein. No sé, todo es muy confuso, pero me hizo sentir una persona horrible. Dime que no soy una persona horrible.

Se lo decía en serio. Para ella no era gracioso, ni interesante. Quizá en alguna parte de sus subconsciente fuera algo más o menos bueno de contar, que hubiera tenido algo aunque fuera pequeño con Wildenstein y que todo hubiera terminado en ese drama, pero no buscaba deliberadamente enredarse en ese tipo de cosas.

-De haberlo sabido en serio no me hubiera acercado a Wildenstein. Ahora…traje mi tarjeta pero no creo que mi papá tenga problemas en invitarnos una comida. Yo pago las botellas, eso sí, que no quiero que piense que somos unos alcohólicos. Y…no recuerdo dónde estaba la noche del viernes 24. ¿Tú dónde estabas la noche del viernes 24? Ya no me quieres, ya no me llevas a ningún lado, por eso me meto en tantos líos. Te necesito en mi vida, ¿ok?  

_________________

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Donnie Lovecraft el Miér Jun 22, 2016 2:22 pm

Me había sorprendido de forma auténtica, y durante los primeros minutos no hice más que tomar una actitud poco seria respecto al tema. Por supuesto, en principio no podía saber que a Winnie de verdad le afectaba tanto saber que esos dos eran padre e hijo. No me di cuenta de ello hasta que la vi con ese gesto sombrío incluso cuando yo soltaba mis tonterías de turno, lo cual me hizo sentir culpable y al mismo tiempo molesto. No podía creer que mi hermanita se mortificara por la vida de dos sujetos que nos debían importar un bledo.

-Emm… yo quiero un New York bien cocido con el puré de la casa servido generosamente. Deje la carta.- Esperamos a que el mesero se fuera y me incliné sobre la mesa porque parecía que Winnie quería hablarme más de cerca sin importar que las mesas más próximas estaban como a cuatro metros de distancia.

-Winnie, voy a ser muy honesto contigo: Me rompe las bolas que te sientas una mala persona por algo así. No creas que minimizo las cosas, pero ¿Quién coño es Wildenstein? ¿Quién es el tarado de Charlie? Uno no pudo hacer nada contigo porque le tuvo miedo a nuestro padre y el otro tiene retraso mental crónico. En resumen, son dos don nadie que poco importan en el andar de nuestra vida, ni tú ni yo tendríamos por qué sentirnos horribles personas por nada, mucho menos por esos dos- Apuré mi escocés hasta sentir realmente el fuego en la garganta. Era bastante probable que quien estuviera hablando era la rayita de cocaína que me acababa de chutar hace unos minutos, pero esa mejor así porque de verdad no iba a permitir que mi hermana sufriera por personas que no lo merecían.

-Te quiero como el alma, precisamente por eso te estoy regañando. Olvídalos, olvida que quisiste meterte con el mayor… o mejor aún, no lo olvides. Tómalo como una prueba de los alcances de tus poderes semiveelos sin serlo, y nada más. No es tu culpa que uno ignore donde riega su puta semilla y que el otro no tenga los huevos para contárselo. Desconozco el tema y las razones, pero si Charlie se ha callado algo así por tanto tiempo es porque no es más que un cobardón, así de simple. Y sí, creo que es mi culpa que te estés metiendo en tantos líos, voy a tener que hacer uso del viejo estilo del hermano garrapata.

_________________

Volver arriba Ir abajo

Re: Señorita gemela, aquí.

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.